Antártida y turismo: marketing, perversión y embajadores

Antártida y turismo: un ejemplo perverso de marketing, o un marketing perverso. Operadores turísticos que han triplicado del 2000 al 2007 el número de turistas que visitan, desembarcan, caminan, y últimamente hacen submarinismo, en la Antártida. Con un claim muy efectivo: vea una destinación única antes de que desaparezca… en parte gracias a nosotros. Un destino que podríamos ubicar entre el denominado “last chance tourism” y el “dark tourism”.

Por un lado las emisiones de los cruceros, los turistas desembarcados pisando la vegetación autóctona, un par de barcos menores embarrancando, unos trabajadores de cruceros aburridos pescando, o simplemente el vaciado accidental de depósitos; todos ellos impactando irremediablemente en la Antártida. Por el otro, el efecto positivo que estamos investigando desde nuestro grupo de investigación en turismo GRUGET, colaborando con el proyecto Actiquim de la Universitat de Barcelona: sirven realmente estos viajes para crear embajadores de la Antártida, personas que gracias a la experiencia modifican su escala de valores ecológicos y pasan a ser apóstoles de la causa ecologista?; puede el marketing del turismo a paraísos remotos, la experiencia generada, realmente potenciar el soporte de los turistas a la protección mediambiental y al turismo sostenible? .

Aunque al final de la investigación, uno también aprende que los turistas que van a la Antártida buscando la mayor concentración de vida salvaje deberían, en el fondo, viajar a otras destinaciones con mucha más fauna. Vamos, que las focas y los pingüinos realmente no viven allí, y que para hacerle la foto al bicho parece un poco desmesurado llevarse el rompehielos ruso. Contradicciones y miserias del marketing.

Related posts:

Case Studies, Personal, Private Sector | , , ,

Leave a comment

Email will not be published

*

*

*

You can use these tags and attributes HTMl: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

*